CONOCE A LOS INDIOS ATIKAMEKW

“Por la mañana, al despertarte,
da gracias por la luz del día,
por tu vida, por tu fuerza.
Da gracias por los alimentos y la dicha de vivir.
Si no encuentras razón para dar gracias,
busca la causa en ti mismo”.

                                           Jefe indio

Fue allá por 1999. El siglo veinte llegaba a su fin pero nuestro sueño empezaba a  realizarse. Para la mayoría, pura ciencia ficción que no iba más allá de las películas del oeste, en las que los indios siempre eran lo malos. Para nosotros, un mundo real que estábamos a punto de descubrir.

Llegamos a Manawan, Quebec, a principios del mes de junio. La familia Ottawa nos recibió con cordialidad; los mosquitos, con hambre. Después de las presentaciones de rigor y una agradable comida en el restaurante del poblado, nos preparamos para la que iba a ser nuestra primera aventura en tierras atikamekw.

FotoManawanCanoa

El “Camp de Dix”, a orillas del lago Kempt, sería la base de operaciones. Desde allí partimos en canoa en busca de nuevos horizontes. Fueron unos días inolvidables durante los cuales, y gracias a la paciencia y dedicación de Gerald, Carl y Jimmy, nos iniciamos en las artes de supervivencia en el bosque, descubriendo y participando en primera línea de las actividades tradicionales del pueblo atikamekw: la caza, la pesca, la recolección y uso de plantas medicinales y comestibles, la vida en el tipi, el desplazamiento en canoas y como no, la artesania con corteza de abedul.

UN POCO DE HISTORIA

Los indios atikamekw fueron los primeros pobladores de Nitaskinan, o lo que ellos llaman “Nuestra Tierra”, en la orilla norte del río Saint-Maurice de Quebec, a unos 300 km al norte de Montreal. Su población cuenta en la actualidad con unos 4.500 habitantes, siendo Manawan una de sus  principales comunidades, junto con Wemotaci y Opitciwan.

Tienen lengua propia, el atikamekw, que es una variante del creek, dentro de la familia lingüística algonquín, todavía hoy hablado en sus comunidades pero apenas escrito.

P1070753P1070758El origen del nombre atikamekw, o “pescado blanco” proviene de su modo de vida ya que el pescado era la base de su alimentación. También se les conoce como el “pueblo de la corteza” por su destreza en la elaboración de artículos a partir de la corteza de abedul: cestos, canastas y sus impresionantes canoas. La artesanía nativa es de una belleza incalculable y el sustento de muchas familias.    

Durante siglos fue un pueblo principalmente nómada, que se iba trasladando al ritmo de las estaciones.

La llegada de los europeos transformó dramáticamente sus formas de vida y la implantación del ferrocarril, la industria y la tala forestal pusieron en serio peligro su supervivencia.

Hoy en día, estas personas luchan por recuperar su identidad y preservar sus tradiciones y cultura.

Y para nosotros, ¡ha llegado la hora de volver! En febrero de 2014 recorreremos el territorio atikamekw utilizando sus formas tradicionales de desplazamiento, esta vez, en invierno: calzado tipo mukluks, raquetas de nieve de madera, trineos hechos a mano y tienda tradicional con estufa.

A través de esta expedición queremos aportar nuestros granito de arena, dando a conocer su mundo y agradecerles el habernos abierto las puertas a la riqueza de su cultura.

Toda la información relativa a esta expedición podreis encontrarla en www.inuksuk.behttps://www.facebook.com/kiki.nardizhttps://www.facebook.com/bert.poffe

Gracias por acompañarnos y ¡hasta pronto!

Kiki

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *